Fue un Ciclón por Pérez Tapia y Sandes

San Lorenzo no dejó dudas en su segundo partido: dominó de principio a fin a un Hispano que nunca tiró la toalla: 78-61. El ex Argentino culminó con 20 y el único interno de CASLA, con 19.

Cuarenta y ocho horas pasaron para la recuperación de San Lorenzo, tras su derrota ante Boca Juniors en el debut por el Súper 20. El joven equipo que dirige Alvaro Castiñeira mostró muchas aristas interesantes que le permitieron superar a Hispano Americano desde principio a fin, y quedarse con el triunfo por 78-61 en el Roberto Pando.

Bajo la experiencia de Matías Sandes, autor de 19 puntos y 16 rebotes, y los puntos de Agustín Pérez Tapia (20, el máximo), el Ciclón tuvo una gran actuación defensiva, dejando a su rival en 61 unidades. El máximo esplendor estuvo en el segundo cuarto, donde esa intensa actitud en el aro propio hizo que Hispano tuviera que apostar por los lanzamientos de tres puntos, que en pocas ocasiones tuvieron destino de red (6/23 en la noche).

Eso tambien se tradujo en los puntos en la pintura que anotó cada equipo: el conjunto local finalizó con 44 (gran parte de ellos de la mano del interno figura), mientras que los de Río Gallegos sólo anotaron 26 desde dentro del semicirculo.

Con fuerza atrás, y piernas para correr, San Lorenzo logró su recuperación y mostró algunas cosas interesantes. Por su parte, el rival, errático (finalizó con un 22 de 63 de tiros de campo) intentó una reacción en el cuarto final, pero fue más por un bache azulgrana que por mérito propio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

uno × 1 =