El Tate de la gente: fiesta de Unión en el Malvicino

Los de Ponce le ganaron 87-81 a Argentino y pudieron celebrar con toda su hinchada en el estadio. Una victoria con valor agregado para los santafesinos. 

Unión se merecía una victoria ante su gente. La venía buscando pero había sido esquiva tanto contra Obras el domingo como ante Boca el lunes, y en ambos partidos cayendo por una mínima diferencia, al final y a nada de dar el zarpazo. Pero de tanto buscarlo y luchar, el premio llegó. Esta vez ese cierre reñido favoreció al Tatengue, que le ganó por 87-81 a Argentino de Junín y pudo darse el lujo de celebrar con todo su público en el imponente Malvicino. Fue el segundo triunfo del equipo santafesino en este Súper 20, el primero en su estadio y ante toda su hinchada.

Esta vez los de Juanfra Ponce supieron soportar una furiosa reacción turca. Llegaron a ganar por 23 a menos de cinco minutos de finalizar el tercer cuarto, pero Argentino empezó a apretar a través de sus variantes: Suppi, Alderete y la desfachatez de su piberío, con los triples de Cavallín, un gran trabajo de Cardo y la labor de Filippetti abajo del aro. No fue suficiente para los juninenses, quienes en toda la noche sufrieron el asedio de Gonzalo Torres dentro de la pintura (17 puntos y 8 rebotes), la jerarquía de un infalible Maxi Martín (15 y 9), el goleo del extranjero Cylla (20, máximo anotador del Tate), o la dinámica y picantez de Jaime desde la conducción (9 puntos, 7 rebotes y 8 asistencias). Unión ganó, sigue acomodándose y su labor en este S20 a pesar de no entrar dentro de los ocho mejores del torneo es de valorar.

El Rojiblanco solidificó su triunfo a base de un gran despliegue físico y defensivo en la primera parte, tuvo eficacia en ataque (un punto que estaba en deuda), y supo defender con amor propio en el último cuarto cuando las piernas ya no respondían tanto.

El comienzo del encuentro fue con dos equipos erráticos, Cylla el goleador de la noche fue el que destrabó esta situación y a partir de allí el dueño de casa fue construyendo, paso a paso lo que sería el primer triunfo ante su gente. Promediando el parcial, Unión por momentos se llevó por delante al Turco, que tras un tiempo muerto equilibró la balanza, aunque se fueron al primer descanso con el Tate en ventaja.

Al segundo cuarto Unión salió con la formación alternativa, que tras algunas desatenciones, le cedió la bola al equipo de Juan Manuel Varas; que con algunas pinceladas de Juani Rodríguez Suppi logró descontar en el luminoso. Unión movió piezas del tablero y con dos bombas a distancia de Gastón Bertona, obligo a la visita a aplicar la defensa zonal, que complicó al conjunto santafesino que de igual manera se llevó el primer tiempo.

Ya en la segunda parte, Jordi Godoy con un triple despertó a todos. La sociedad Jaime – Martín se volvió trascendental para que Unión pudiera mantener la distancia, el sacrificio en la zona pintada de Gonzalo Torres (17 puntos, 8 rebotes y una asistencia), también es destacar en un parcial que fue favorable a la visita.

El último cuarto fue vibrante; porque Argentino descontó nueve puntos, lo mantuvo en jaque a Unión y por momentos pareció que se le venía la noche al elenco dirigido por Juanfra Ponce.

Final y victoria para Unión, el segundo en la vuelta a la elite del basquetbol nacional, trabajada, elaborada desde los cimientos y muy festejada.

GALERIA DE IMAGENES EN EL LENTE DE FOTO MOVE:

VIDEO:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince + 1 =