Por la vía del triunfo: rápida recuperación de Ferro

Victoria ante Hispano por 90-81 para sumar la tercera en cuatro presentaciones. El tridente Vasirani-Metzger-Bettiga demostró una vez más ser letal cuando engrana.

El nivel de Ferro sorprende a propios y ajenos. “La realidad es que nosotros nos propusimos tratar de consolidarnos como equipo, porque hoy ya lo tenemos como grupo. En la medida que podamos acercarnos a ser un equipo, vamos a disfrutar de poder jugar juntos”, había dicho su DT, Fede Fernández, tras los primeros triunfos del Súper 20. Y es que, lejos de pensar que podía convertirse en uno de los grandes animadores de la Conferencia Sur, la idea en Caballito era y es dar un paso adelante respecto a la campaña pasada, en la que hasta lo último lucho para mantener la categoría. Esta actualidad que lo posiciona con récord de 3-1, invita a creer que el Verdolaga puede dar más de un paso adelante, y quedó reflejado en el 90-81 a Hispano.

El elenco de Fernández venía de caer ante un poderoso Boca. Sin embargo, 24 horas después logró dar vuelta rápida de página y volvió a la senda de la victoria. Lejos de dejarse derrumbar, acomodó sus piezas y tuvo revancha rápida ante el Celeste de Río Gallegos. Se reencontró con su mejor juego, con ese juego interior que tanto le ha dado de comer hasta ahora y en un escenario en el que también hay que destacar que son los pibes de su cantera.

El tándem Vasirani-Metzger ya demostró que se entiende a la perfección y que puede ser gravitante. El pivote anotó 14 puntos, mientras que el ala pivote sumó 19 y bajó 6 rebotes. Y a esto hay que sumar el trabajo de Bettiga, un todoterreno que no sólo defiende y tiene una enorme actitud, sino que esta temporada está haciéndose un festín en ofensiva. Hoy el Ruso anotó 21, tomó 7 rebotes, 3 robos y finalizó con 24 de valoración para ser la figura, como varios de sus compañeros pero entendiendo que desde lo actitudinal su incursión resulta clave.

Y a no olvidar el trabajo de Rodrigo Gallegos, que completó el póker con 17 puntos, 7 rebotes y 4 asistencias. El base, más allá de esas cifras numéricas, dejó destellos de su magia y se nota que cada vez toma mayor confianza en el armado, en ese maquinista que necesita Ferro para hacer funcionar su locomotora.

Ferro tuvo un primer cuarto ideal. Luego de un parcial de 14 – 0 en favor del equipo de Caballito, Hispano se mostró inconexo y apresurado en ataque. Ferro lastimó en todas las líneas, desde el perímetro como así también en la zona pintada para adquirir confianza y carácter. El segundo cuarto fue una copia del primero. El Verdolaga siguió lastimando, principalmente desde el perímetro de la mano de Bettiga y Morales. Por su parte, el Celeste intento una leve reacción de la mano de Reyes y Ducasse para irse al descanso largo arriba Ferro 44 a 33.

Hispano reaccionaría en el tercer capítulo y le puso picante al encuentro. Con su capitán Marcos Saglietti como el emblema, desde lo anímico y deportivo, más el aporte de Fernández y Brown, logró reducir la diferencia para irse igualados al último cuarto y ponerle emoción a una noche que parecía teñirse de verde.

El último episodio tenía reservadas aún más emociones. Mariani intercambiaba el traje de súper héroe con Bettiga y Metzger. Ferro tuvo más paciencia, experiencia y recambio ante un equipo de Matias Huarte en plena formación. Victoria de Ferro 90 a 81 en un juego al que le sobraron emociones y momentos de buen básquet.

Si las cosas se nos dan, pelear un lugar entre los 12 para Ferro sería muy bueno”, se animó Fernández el pasado fin de semana. Ý, de repente, Ferro va y sigue sumando en este Súper 20. De momento, los presagios son positivos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × cuatro =