Stephen Jackson: “Gino jugaba duro todos los días y eso era lo que le gustaba a Pop”

El alero, uno de los compañeros más díscolos que tuvo Ginóbili en su carrera, hizo un análisis de su juego y claro está, el reconocimiento es total.

La semana pasada de Manu Ginóbili estuvo my atareada con su inducción al Salón de la Fama y por consiguiente estuvo en boca de todos, con palabras de elogios para su enorme carrera. En sus cuatro títulos NBA, el bahiense tuvo diferentes compañeros, algunos mejores que otros, pero sin duda que si hay que nombrar uno distinto, uno de los que a simple vista no encajaba en el mundo Spurs, ese era Stephen Jackson.

Aquel alero campeón en el 2002/03 con San Antonio, tuvo una carrera extensa en la NBA y de la que se recuerda casi que de igual manera su título con los Spurs, como su legendaria pelea en Palace de Aurbun Hills cuando defendió a Ron Artest y subió a la tribuna a lanzar puñetazos contra los fans de los Pistons. Con esa mancha en el curriculum, Jackson siguió su vida en la liga y una vez retirado, pudo recomponer mucho de su imagen con un buen desempeño en los medios, sobre todo en su podcast que lleva adelante con Matt Barnes y el cual se denomina All the Smoke.

Stephen es determinado a la hora de opinar y no regala elogios porque sí, dando siempre análisis profundos de lo que piensa. Por eso que a la hora de hablar de Manu no se quedó en el elogio fácil y explicó de buena forma como lo vio a Ginóbili en su llegada a San Antonio y el tiempo en el que compartieron equipo.

“Creo que una cosa que Pop tenía que dejar ir con Ginóbili es que es un jugador errático, entonces tenés que tomar lo bueno con lo malo. Todo lo que hacemos en la cancha viene de ser competitivos, viene de tratar de ser los mejores que podemos ser y jugar duro. Y si cometés errores jugando duro, Pop puede olvidarse de eso todos los días, y esa es una de las cosas que a él le gustaban de Gino”, comentó en una charla con el Podcast Forgotten Seasons.

Manu siempre fue reconocido por las jugadas raras o poco vistas y eso es algo de lo que Jackson gozaba de ver mientras estaba en San Antonio: “Gino podría hacer un pase loco, hacer algo loco, pero va a hacer el mismo pase y nos va a dar la conversión. Va a hacer el mismo pase y el mismo movimiento en el cierre del partido. Entonces tenés que tomar lo bueno con lo malo con Gino, y creo que Pop entendió eso de nosotros dos.”

“Él es trascendente, comenzó con todo eso del Eurostep, creo que Pop había visto eso en los Mundiales. Fue un chico que tomó chances, tomó riesgos, pero fue el líder de ese equipo, el mejor jugador, por lo que Pop no quería cambiarle el juego cuando viniera, solo lo dejó ser él mismo”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

tres × uno =